LA ANTROPOLOGIA HISTORICA RECIEN PARIDA EN LATINOAMERICA

jueves, 30 de agosto de 2007

 


LA ANTROPOLOGIA HISTORICA RECIEN PARIDA EN LATINOAMERICA


Hace màs de nueve años iniciamos dos compañeros el antropòlogo René Cabrera Palomec y su servidor, un proyecto cuya tradiciòn aún hoy es bastante incomprendida e incluso ninguneada.


Se trata de la licenciatura de antropologìa histórica en la Facultad de Antropología de la Universidad Veracruzana en Mèxico (en la que participó como primera generación de antropólogos históricos la que suscribió su colaboración en este foro Lourdes Becerra),a saber, la primera en América cuyos objetivos son los de impulsar proyectos sociales en favor de los estudos sobre polìticas culturales y patrimonio històrico, social, artìstico y cultural।


Esta propuesta iniciò sus actividades en septiembre del año 2000 y a la fecha la unidad de la antropología con la historia sigue causando desde sorpresa hasta las descalificaciones ya que se dice que se pierde especificidad, que no hay una metodologìa particular, que no existe una teoría de la misma, etc, etc।


Se iniciaron los trabajos con todas las suspicacias del mundo, creyendo que esta no tiene antecedentes y que es una "etnohistoria disfrazada"।Al respecto debo decir que como coautor de la propuesta y divulgador y corresponsable de la misma. existe en la fundamentación tres diferencias de sentido con relaciòn a la etnohistoria que son:1. Los usos de los tiempos històricos que no se limitan a los estudios sobre el pasado, o sobre pueblos "sin historia" o sobre un pasado documentado de los grupos étnicos de América, o grupos campesinos, subalternos e incluso una modernidad que se asoma conapego o conflicto con las tradiciones de todo tipo.


Así la antropología histórica comprende:




  1. No sólo el pasado sino la historia inmediata, los procesos globales de comunicación y cultura contemporáneos y las formas de su reproducción y contradicción.


  2. Los usos y concepciones de los espacios sociales en donde tienene asiento las poblaciones, la economìa, la polìtica y las producciones culturales de complejidad inobjetable, a decir como lo señaló Braudel, la civilizaciòn.


  3. La profunda vinculaciòn histórica y social de la cultura como modo de producción y la historia como entidad epistémica, filosófica y simbólica que identifica, estudia y comprende los procesos genéticos y estructurales para decirnos "cómo es que las cosas, las palabras y la vida son lo que son y cómo han llegado a ser".

La relación entre la etnografía, la historia cultural, la morfología y psicologìa sociales, la geografìa y la estética, tienen una base en la cultura material, una identidad en sus cogniciones, una estructura simbólica que los contiene y un armazón en la teoría social que dota de marcos explicativos a esta "gran red histórica y cultural"Su fuerte raigambre humanista toma como base los movimientos sociales latinoamericanos, las tradiciones contrapuestas entre el eurocentrismo y las alternas mundiales.Seis son los campos en los que actualmente trabaja esta antropología histórica desde nuestra universidad: cuerpo y sexualidad, identidades, cultura material y técnica, espacio social, memoria colectiva y vida cotidiana.


Desde ahí se construye una serie de significaciones que van a definir cuales son las relaciones primarias y secundarias entre la antropología y la historia y si bien se enfocan a proyectos sociales que impacten en la utilidad pública de la vida diaria de nuestro entorno, no nos desdecimos de su parentesco con la etnohistoria, la arequeología, así como de la antropología social y cultural. Nuestra concepción sostiene que la antropología histórica es el estudio genético y estructural de la vida social en culturas diversas, considerando las tensiones económicas, políticas y culturales en tradiciones históricas enfrentadas, por la colonización, por la modernidad, la globalización, y que sin embargo persisten, reproducen y renuevan sus horizontes de sentido histórico.Toda esta gama de "redes" se estudian y se colocan en proyectos de investigación orientados desde las políticas culturales, los estudios sobre las industrias culturales y las formas de comunicación y discursividad que atraen al presente las herencias históricas y prefiguran de cierta manera las "actualidades" e innovaciones en las producciones culturales que hemos denominado "patrimonio".


Por ello el principal capital social se rige por este proyecto dedicado al estudio de los usos sociales del patrimonio, los marcos legislativos, las economìas de las corporaciones infiltradas en la cultura mundial y las contradicciones en las formaciones históricas regionales y locales de nuestro entorno nacional y latinoamericano.


Espero que sigamos en comunicación para comprender y compartir nuestras experiencias en esta gran aventura de reunir la antropología y la historia.


Federico Colin Arámbula


Antropología histórica


Universidad Veracruzana

0 comentarios: